Páginas vistas en total

"Cuando el ánimo está cargado de todo lo que aprendimos a través de nuestros sentidos, la palabra también se carga de esas materias. ¡Y como vibra!"
José María Arguedas

lunes, 13 de noviembre de 2017

SUCRE: Pueblo andino, Existes.


Al conmemorarse, este año, el 77 aniversario del cambio de nombre de nuestro pueblo, bueno es evocar a la tierra donde transcurrió nuestra infancia, donde pasó parte o toda nuestra vida y acuno nuestros sueños.

Y así nuestra vida se compone, como todas: de momentos casi sin importancia; pero que se alojaron en el recuerdo, de hechos impregnados casualmente por el aroma especial de episodios, con la semilla de la alegría y la tristeza de la vida, los rostros de los seres queridos, el ruido estremecedor del aguacero, los techos renegridos de las acogedoras construcciones cargadas de años, nuestros juegos por los poyos del pueblo, la tierra muda y silenciosa que, sin embargo, parecía acariciarnos en su grandeza, en sus rincones preferidos y en su pobreza dejándonos en la memoria una huella encantada e indeleble.


Sucre desde el 15 de noviembre de 1940, segundo nombre del Huauco, es el jardín de la región en cuanto a su grandeza y sublimidad de su naturaleza, todo cuanto sobre el aire y la tierra puede reunir la naturaleza andina de gracia, de lujo y de poesía está confundida allí, como si el distrito de Sucre fuese una mansión escogida de los genios de esta fértil y salvaje tierra que se extiende desde la elevada y frígida cordillera de Cumullca, desde las templadas mesetas de Oxamarca, hasta los humedales de las pampas de las totoras.

Entre este jardín de pájaros y flores, de luz y perspectivas nacieron grandes Sucrenses o mejor dicho admirables huauqueños.

Hace 100 años, el 17 de setiembre de 1917, nació José María Alfredo Rocha Zegarra; Este sucrense océano es la redención de Sucre, su vida grande y pura un ejemplo para la hora que vivimos. Vivió como quiso, es decir de la manera más noble y no como quisieron los demás.

Fustigado por la vida y perseguidos por los que lo temían; no conoció nunca el miedo y el desaliento, por eso, fue un vencedor.

Los que estuvimos y estaremos con él conocemos una ruta por la que abran de seguir nuestros hijos y las nuevas generaciones.

La revista Eco Sucrense, saluda en la persona del Alcalde Wilson Zavaleta Pérez al pueblo de Sucre, que es la patria chica que queremos con sus dolencias y bienes que nos afligen o deleitan.

En el primer centenario del nacimiento del ilustre intelectual Alfredo Rocha Zegarra, la revista recuerda al maestro odiado que con su sombra eclipso a muchas luminarias de su época.

Un abrazo fraterno a la Asociación Movimiento de Unidad Sucrense –MUS, por sus 40 años de infatigable labor institucional.

Lima, noviembre 2017

Neptalí Zegarra Salazar 
Director

Poesía: LABRANZA DEL AGUA. Poemario de Jorge Horna.




Horizontalidad

Vengo de la horizontalidad de los gramales
donde la colina hollada
por los pasos de la humanidad rural
y el trote de sus animales
sostienen el despunte del día
el resplandor de las hoces
el tejido de los pastos
que dan resuello a la historia
llevo en todos mis sentires
la presencia de los bosques de eucalipto
en mi piel
el temblor de la llovizna

Trilla

Las mieses y espigas almacenadas
en la planicie rodeada de yerba
la estrategia del viento
cubre de levedad a las semillas
el trigo cae a la tierra
desde la endurecida horqueta de lloque
siempreviva parva
en la trilla de la Conga del Granero
la vibración de un quende picaflor
anunciador de atardeceres
los guanchacos y su repentino canto
maceran en sus pechos
la despedida del sol en llamaradas.

domingo, 12 de noviembre de 2017

(CONCIENCIA CRÍTICA) Siempre hay tiempo para una sonrisa… ¿CUÁNTO SOMOS REALMENTE NOSOTROS MISMOS? *

Por Mario Peláez

No pocas veces, me digo con ánimo reflexivo, uno es asaltado por uno mismo. Asalto que se amasa con alevosía en el inconsciente y se concreta con penosos recuerdos. Este es el caso. Pero antes: cómo explicitarlo sin que pierda su genuina realidad, pero tampoco que solo tenga la impronta de la gélida objetividad. Qué formato sería el adecuado. ¿El ensayo, la crónica o la ficción?. ¿Y por qué no los tres, cual una trenza?.

En efecto, me sorprendió que la alumna me abordara solicitándome unos minutos. “Disculpe profesor, dijo a media voz, quería agradecerle y despedirme por sus clases que de verdad me motivaron”. Creyendo haber entendido el mensaje le contesté que le daba la razón, y que sin más pérdida de tiempo debería trasladarse a otra universidad. Le sugerí La Católica. Claro, agregué, siempre que cuentes con los recursos.

- No se trata de preferencias, profesor. Sinceramente ya no tengo interés por los estudios. Me he quedado sin objetivos ni voluntad, que son los que construyen el diario vivir.

Mi sorpresa creció. Recordé sus intervenciones en clase y exposición sobre las identidades en el Perú, y lo bien que discutió con sus compañeros. Y sin tener algo mejor que decir, le sugerí que el viernes, luego del examen, seguiríamos conversando. Al poco rato me olvidé del asunto, aunque una curiosidad se impregnaba en mi memoria.

Dos días después, y al término del examen, nos reunimos. De inmediato noté que sus facciones habían endurecido, dos tercas ojeras ensombrecían su rostro. Su mirada era impersonal; sin embargo hablaba mansamente (que no es lo mismo que pausadamente, me dije).

- Ya decidí dejar los estudios, profesor. Viajo a Piura donde nací y tengo una hermana, voy a recoger mis pasos – dijo acompañada de una lánguida sonrisa – solo quería rendir mi último examen.

A tu edad, le dije modulando la voz, bien puedes dar tres vueltas a la tierra. Coge tu mochila y sal a devorar el mundo. Nada hay que no se pueda superar, salvo la muerta (Mi voz sonaba impostada, como el docente en su primera clase). Y si de amores se trata, a tu edad tienes para vivir los más apasionados, a lo Romeo y Julieta (y estuve a punto de agregar “en la línea del Marqués de Sade”). Al instante reconocí que mis consejos eran frases vacías, y peor, cursis. 

- Que bueno sería, pero no, yo…

En ese instante se acercaron a la mesa dos colegas profesores, y sin más tomaron asiento. Entonces Juliana se puso de pié.

- Gracias profesor, por favor mi examen le entrega a la delegada.

Unas sonrisas idiotas se dibujaron en los rostros grasientos de los “profes”.

Con algún retraso me dispuse a corregir los exámenes. El primero fue de Juliana. Me asaltó una extraña sensación. La primera respuesta, muy buena. La segunda, buena. La tercera, regular. La cuarta, reflexiva, la mejor. No hubo la quinta respuesta, más bien un recuadro con letra más redonda, pero de trazos frágiles.

Profesor: 

Me despido afectuosamente, como lo hago con las demás personas que respeto y estimo. Ya no puedo más. Mi ser se ha roto en pedacitos, y ya me cansé de intentar armarlo y de esperar algún milagro. Mi vida se ha colmado de nada. Que terrible es seguir respirando, oliendo y mirando para nada. Es estar en medio de ninguna parte. Vivo sin sentir que vivo en mí. Solo soy como una nube negra. Mil disculpas.

De inmediato me dirigí a la universidad, en el umbral me esperaba la delegada de aula, y sin esperar una segunda respiración me informó, con lógica emocional, que Juliana había muerto, que se había suicidado hace dos días. 

- No me explico, profesor, por qué tomó esa decisión, por Dios que no lo entiendo. Era bonita, con buen trabajo, buena salud, excelente alumna, dotada de un humor inteligente. Solo le faltaba dos semestres para terminar la carrera, profesor.

Y recargando sus gestos y afinado su percepción, agregó con voz luctuosa.

- Su rostro como que sonreía, solo parecía estar dormida, profesor. Como queriendo no mirar lo que había sucedido.

No hice ningún comentario, solo un leve movimiento de cabeza, di media vuelta en dirección a la calle, al café de la esquina. Trataba de ordenar imágenes, sentimientos y argumentos en torno a lo que vendría a constituir el acto más dramático y penoso y sin apelación. Unos dicen, cobardía; otros, valentía. Se trata –me dije con suprema cautela- de un largo proceso de maceración sin tregua, de segundos, de minutos, de horas, de días, de meses, acaso de años. Primero la trágica decisión asoma como minúsculos brotes, seguido de infinitos monólogos dubitativos, de avances y retrocesos que se amalgaman como remolinos en la mente, luego se acelera con zancadas firmes que agigantan la angustia y el atroz dolor existencial, rebasando la “nube negra” que ha copado su conciencia, y entonces se impone el final, presidido quien sabe de un centésimo de segundo de arrepentimiento, de desistimiento, de legítima defensa. Final donde solo reina el silencio insobornable, la invisibilidad del SER.

Todos –seguí forzando mi mente- lidiamos con pequeñas angustias caseras. ¿Pero en el caso de la alumna Juliana?. Intuyo que ella fue tras del absoluto desasosiego que la vida le negó; y si fue creyente, para inmortalizar su alma. Misterios de la vida… que termina concretándose a través de las circunstancias que se vive y de la propia biología. ¿Cuánto somos realmente nosotros mismos?.

Súbitamente, como relámpago, volvió a mi mente las palabras de la delegada.

“Su rostro sonreía, solo parecía estar dormida, como queriendo no ver lo que había sucedido”.

Entonces pude entender que hubo opacidad en su decisión, pero luminosidad en su agonía, y sobre todo saber que Tánatos no siempre triunfa. Como dice el poeta, con el poder de la sonrisa las flores recién florecen.

Afuera una filuda llovizna y un rencoroso viento lustraba las calles de Lima la horrible. También el último aroma de café se había esfumado. (Hasta el próximo domingo, amigo lector)

* A mí querida hija Gabriela, excelente psicóloga, psicoterapeuta, y mejor ser humano.

viernes, 10 de noviembre de 2017

El pensamiento comunista II (Antología) Por Alberto Flores Galindo.


El las páginas 54, 55, 56 de esta obra encontramos un artículo irónico e interesante articulo que si, José Carlos Mariátegui lo hubiese escrito en estos días, quizás su titulo sería "Los caviares del pueblo". El articulo en mención fue publicado sin firma por su autor en la columna "Voces" de La Razón, Lima N° 20, 6 de junio de 1919. Reproducida por Juan Gargurevich en La Razón del joven Mariátegui, Lima, Editorial Horizonte, 1978 pp. 153, 154.

Delegados del pueblo.

Por Jose Carlos Mariátegui.

Cargados de iniciativas, proyectos, esperanzas y papeles, entran al Palacio de Gobierno dos senadores cospicuos. El señor Bernales y el señor Miró Quesada. El Comité Pro-abaratamiento ha puesto en sus manos la defensa de las garantías personales de sus miembros y de las conclusiones de su memorial sobre las subsistencias. Y uno y otro sienten la grata responsabilidad de ser delegado del pueblo. 

Este papel de delegado del pueblo es por supuesto, muy del gusto del señor Bernales. El señor Bernales no solo quiere que los obreros miren en él a grande y buen amigo. Quiere que miren en él a un obrero. El señor Bernales, lo mismo que el Irigoyen, sostiene que no es un burgués. Que es un proletario. Que es un empleado de la Compañía Recaudadora de Impuestos. 

Su automóvil, su elegancia y sus escarpines no le impiden amar al socialismo. Antes bien, parece que lo impelen al socialismo. Por lo menos el señor Bernales se olvida de su automóvil, de su elegancia y de sus escarpines cuando se habla de socialismo en su presencia.

El señor Miró Quesada no participa mucho del entusiasmo del señor Bernales. Su posición de civilista lo aleja de los optimismos populares. Tiene un espíritu un poco frío y escéptico. Pero sin embargo, su cultura de hombre moderno crea en él la más viva adhesión a las doctrinas dominantes. Y sobre todo, el señor Miró Quesada posee una cualidad valiosa para servir con eficacia a las clases trabajadora: su sagacidad elocuente persuasiva. 

El señor Miró Quesada y el señor Bernales se hallan, pues, en actitud de ser dos buenos mediadores o embajadores de las clases trabajadoras. Su deseo de satisfacer a los trabajadores no puede ser puesto en duda. No solo influyen en el señor Miró Quesada y en el señor Bernales sus naturales simpatías por la causa del proletariado. Influyen además, su condición de políticos. Y de políticos cuyos nombres suenan como nombres de aspirantes a la presidencia.

Cajamarca: Conocimientos tradicionales y potencialidades de la jalca como alternativas al desarrollo

Por Milton Sánchez

La aprobación de la Ley 30640, que modifica la Ley 29338, ley de recursos hídricos, mediante el establecimiento de los criterios técnicos para la identificación y delimitación de las cabeceras de cuenca, impulsada por el congresista Marco Arana de la bancada del Frente Amplio, ha despertado una serie de debates parcializados y débiles en torno a las cabeceras de cuenca. La alerta la dio Víctor Gobitz presidente del CEO de minera Buenaventura en la pasado Perumin; los empresarios mineros manifestaron que esta norma pondría en riesgo las inversiones mineras en el país.


Para seguir alimentando la discusión respecto a este tema existe una importante publicación respecto a la jalca cajamarquina del reconocido investigador Fidel Torres, ganador del Premio Nacional de Investigación Ambiental, otorgado por el Ministerio del Ambiente, publicó en mayo del 2014 su investigación Conocimientos tradicionales y potencialidades de la jalca, alternativas de desarrollo al modelo actual y estrategias de conservación. Lamentablemente las autoridades de turno vienen ignorando estas valiosas propuestas, permitiendo con ello el afianzamiento de la actividad minera en estas valiosas zonas.

A través de este blog, iremos entregando por secciones los importantes aportes sobre los conocimientos tradicionales y potencialidades de la jalca.


Conocimientos tradicionales y pontecialidades de la jalca

“Alternativas de desarrollo al modelo actual y estrategias de conservación”


Muchas veces escuchamos decir que “las jalcas y los páramos son tierras eriáceas, sin oportunidades para el desarrollo de las comunidades”, también que “las cabeceras de cuenca o las lagunas altoandinas pueden ser sustituidas por reservorios para brindar agua a las comunidades”, sin embargo, este tipo de discursos son planteados por aquellos grupos de interés que buscan desvalorar al ecosistema jalca con el afán de darle un distinto al tradicional, normalmente, el extractivo. Por ejemplo, en muchas ocasiones las empresas mineras esgrimen estos discursos para alentar a las comunidades a vender sus tierras para el desarrollo de proyectos mineros.

Por otro lado existe un persistente prejuicio a cerca del estado de desnutrición en el que viven las sociedades de la jalca, por la supuesta baja ingestión de proteína animal. Se dice esto, a pesar de que son capaces de usar y conservar muchas especies vegetales, como variedades de tubérculos, como papas nativas, ocas, ollucos y mashua. Si la conservación y manejo de la biodiversidad es expresión de una agricultura de alta cultura, la afirmación de desnutrición responde a una tendencia marcadamente discriminatoria hacia estas sociedades.

Con este trabajo se pretende demostrar los mitos negativos sobre la jalca. La jalca es un territorio con alto potencial, tanto productivo como cultural, que puede brindar un gran aporte a la ciencia y a la tecnología basado en el conocimiento especializado de sus comunidades sobre los recursos que esta ofrece. Así mismo, es un laboratorio para la adaptación al cambio climático, al poseer una valiosísima variabilidad de especies y endemismos de gran importancia. También provee de servicios ambientales estratégicos para el desarrollo de las comunidades, como son el servicio de captación, acumulación y distribución del recurso hídrico.


Para poder demostrar el valor y potencial de la jalca, se realizó un trabajo bibliográfico, pero también un trabajo de campo, visitando varias zonas de jalca del territorio cajamarquino, donde se pudo registrar información de campo, pero también el valioso conocimiento de sus moradores, a través de entrevistas y encuestas. Se visitaron las comunidades de Jamcate, Combayo, El Lirio, Trascorrales, Rejopampa, Paucamarca, Campo Alegre y Sexemayo, ubicados en las jalcas de San Marcos, Cajamarca y Celendín y se realizaron más de 60 entrevistas a distintos pobladores. La jalca representa el 12% de la superficie del departamento de Cajamarca y aporta con el 18% de la producción agropecuaria de la región, de la cual, el 80% son pastos y el 20% cultivos alimenticios. La producción de papa, trigo, olluco, cebada, oca y haba representa el 6.4% del total de productos agrícolas del departamento, de los cuales, el olluco, las ocas y la mashua son exclusivos de este ecosistema, sin embargo, se puede verificar su presencia en distinto mercados locales, distritales y regionales.

La jalca brinda servicios ambientales estratégicos debido a características ecológicas especiales, sin embargo, determinadas acciones humanas está deteriorando estas capacidades, lo cual debe ser controlado en un nuevo enfoque para aprovechar de manera sostenible. Dos servicios ambientales fundamentales que la jalca presta a la población, directa e indirectamente, son la provisión de agua en cantidad y calidad y el almacenamiento de carbono atmosférico que ayuda a controlar el calentamiento global.

Así mismo, los pobladores de la jalca se identifican fuertemente con su territorio, ya que este representa un espacio de bienestar, asociado a oportunidades productivas por las ventajas ambientales que la jalca ofrece para la crianza de animales y cultivos.

Como escenario de especies silvestres de importante utilidad para la salud, cosmética y nutrición, la jalca representa una fuente de nuevas posibilidades económicas en base al conocimiento experto de hombres y mujeres conocedores de sus propiedades, ubicación, formas de uso, dosis y preparación. La jalca es una importante despensa de plantas de uso medicinal, insecticida, tintóreo y nutricional, lo cual se verifica en la diversidad de especies utilizadas para los fines mencionados, especialmente medicinales y que, además, abastece en más del 80% a los mercados del norte del Perú (Seminario, A. 2008). Esto hace de la jalca sociedades de conocimientos especializados.

Estos conocimientos se complementan con otros relacionados con la estructura de la alimentación y nutrición de las familias, en la que combinan especies con contenidos proteicos, vitamínicos y minerales en volúmenes suficientes para lograr una nutrición suficiente que les permite llevar una vida sana y activa. Siendo la papa el alimento principal de la dieta básica por el volumen de su ingestión de aproximadamente de 1.0 kg diarios por persona, se proveen de la energía y proteína que este volumen permite, a lo que se suma el consumo de ollucos con su importante aporte de antioxidantes, junto con la mashua por su reconocido aporte de proteína. El consumo de productos lácteos completa la cultura alimenticia de estas sociedades que se identifican con la jalca como un territorio de bienestar paisajístico, alimenticio y productivamente ventajoso frente a las partes bajas de la cuenca.

El rol e importancia de este ecosistema por sus servicios ambientales y provisión de biodiversidad para nuevas oportunidades económicas en la economía mundial, se fundamenta, por un lado; en el uso y aprovechamiento de las sociedades agrarias que lo habitan y, por otro lado, de sus conocimientos expertos sobre las propiedades de dicha biodiversidad. Sin embargo, durante las últimas cinco décadas las jalcas han comenzado a destacar también por su valor económico, pues se ha constituido en el escenario privilegiado de una abundante ganadería extensiva de vacunos de carne y de leche, y en los últimos diez años, de la gran explotación minera. Precisamente estos dos factores constituyen hoy una de las causas de riesgo más importantes para la estabilidad de la biodiversidad de este ecosistema y la alteración de su rol en el ciclo hidrológico de la región (Rodríguez J. 1997); aspectos determinantes del destino económico de este departamento que posee la segunda economía agraria del norte país, después de La Libertad (Torres F. 2012) y que tendrá que tomar una decisión estratégica entre la prioridad que le asigne a la actividad extractiva de minerales o a la producción de alimentos.

Las ventajas comparativas y competitivas del territorio de la jalca deben representar tema fundamental en las estrategias e inversiones de los Planes de Desarrollo de Cajamarca que, utilizando la estructura normativa vigente debería posicionar la jalca con un rol protagónico en el aporte a la ciencia, tecnología e innovación para el desarrollo sostenible de esta región, basada en los servicios ambientales estratégicos que provee y los conocimientos tradicionales especializados que se tienen de su biodiversidad endémica. Ventajas que traducidas en normas y políticas, generarán el ambiente de facilitación para las decisiones más pertinentes de su uso desde el enfoque territorial.

El pensamiento comunista I (Antología) Por Alberto Flores Galindo.

"Este libro recoge textos que ilustran el pensamiento comunista peruano entre 1917 y 1945".


En esta oportunidad copiamos una interesante carta que José Carlos Mariátegui enviara a Moisés Arroyo Posadas que fue publicada, junto a otras, en Allpanchis, Cusco, N° 16, p. 70-74, 1980:

POLÉMICA CON EL APRISMO

Lima, 30 de julio de 1920.- Querido compañero Arroyo Posadas. Le debo una carta desde hace varias semanas, pero el deseo de responderle ampliamente se ha complicado con mis ocupaciones extraordinarias, para retardar la respuesta. Y es el caso que hoy mismo no puedo dirigirle la extensa carta que quisiera escribirle porque mi trabajo continúa siendo excesivo y no puedo consentirme sino unos minutos de paréntesis en su prosecución. Estoy revisando y anotando los originales de los libros que debo enviar a Buenos Aires para su impresión. Uno es como ya Ud. sabe la "Defensa del Marxismo" y otro un volumen de ensayos esteticos: "El Alma Matinal y otras estaciones del hombre de hoy". Trabajo también en el libro que sobre ideología y política nacionales publicaré en las ediciones "Historia Nueva", de Madrid.

Este último libro, precisamente contendrá todo mi alegato doctrinal y político. A él remito tanto a los que en "7 Ensayos" pretenden buscar algo que no tenía porque formular en ninguno de sus capítulos; una teoría o un sistema políticos, como a los que, desde puntos de vista hayistas, me reprochan excesivo europeísmo o insuficiente americanismo. En el prólogo de "7 Ensayos" está declarado expresamente que daré desarrollo y autonomía en un libro aparte a mis conclusiones ideológicas y políticas. Por qué, entonces, se quiere encontrar en sus capítulos un pensamiento político perfectamente explicado? Sobre la fácil acusación de teorizante y europeísta que puedan dirigirme quienes no han intentado seriamente hasta hoy una interpretación sistemática de nuestra realidad, y se han contentado al respecto con algunas generalizaciones de declamador y de editorialista, me haré justicia, con cuanto tengo ya publicado, lo que muy pronto, en el libro y en la revista, entregaré al público.

Como tengo plena confianza en su discreción, y no dudo de que de una carta confidencial no hará Ud. uso público, le adjunto copia de una carta que dirigí hace unos meses a nuestro compañero Rabines respecto a mi divergencia con haya. Esa carta expone, a grandes rasgos, el verdadero carácter de esta divergencia.- Puede Ud. después de haberla leido, hacerla conocer al compañero Espinoza.

Como por ese y otros papeles podrá Ud. comprobar yo he agotado en el debate privado con Haya todos los medios de hacerlo aceptar una disciplina de grupo y de doctrina. Haya se ha obstinado en imponernos sin condiciones su caudillaje. Y yo habría asumido una gravísima responsabilidad si, constatada su resistencia absoluta a situarse en un terreno más serio y ella, no hubiese tomado posición contra las desviaciones sucesivas a que el aprismo nos iba conduciendo. Si de algo he pecado, ha sido de espíritu tolerante y conciliador. Abrí a Haya, atendido a sus protestas revolucionarias marxistas, -he averiguado después que en materia de marxismo no ha aprendido nada- un crédito de confianza quizá excesivo.

No creo, por lo demás, que sea el caso de hablar de una división. Todos los elementos responsables y autorizados de nuestra tendencia ideológica están con nosotros, en el trabajo de dar vida a una agrupación definida, realista, de masas. El grupo que preside Rabines en París ha disuelto la célula del Apra: el de la Paz se ha pronunciado en el mismo sentido; el de Buenos Aires nos ha hecho saber que seguirá disciplinadamente la linea que trace la mayoría; el de México ha entrado en un camino de franca rectificación de sus errores. Fuera de este movimiento, no quedan casi sino elementos sin adhesión efectiva al socialismo, agitadores y guerrilleros dispersos de un nuevo caudillaje.- Y esta actitud, este personalismo caudillista, que apela desesperadamente a la pequeña burguesía, es lo que está más próximo al leguiismo. En apariencia es lo que más belicosamente lo ataca, solo porque siente que lo suplanta. Es la rebelión del joven contra el patriarcado que dura demasiado. Puro complejo de Edipo, dentro de un psicoanálisis o un freudismo político.- El proceso leguiista es la expresión política de nuestro proceso de crecimiento capitalista, y si algo se le opone radicalmente, si algo es su antítesis y su negación, es justamente nuestro socialismo, nuestro marxismo, que pugnan por afirmar una política basada en los intereses y en los principios de las masas obreras y campesinas, del proletariado, no de la inestable pequeña burguesía.

(...)

Salude a los amigos y camaradas y reciba el más cordial saludo de su affm. compañero.- Firmado.- José Carlos Mariátegui.

Nota: ¿Sabía usted que Roque Benavides aparte de aprista es sobrino nieto de Haya de la Torre y amigote de Alan Garcia?

CAJAMARCA. Otra vez Roque Benavides.

Roque Benavides, dueño de minera Yanacocha, que ha contaminado y dejado sin agua a miles de cajamarquinos y que quiere destruir las lagunas de Conga y del Alto Perú, para seguir enriqueciéndose, recibe el "Honoris Causa" por la universidad Upagu, del alcalde de la provincia de Cajamarca.

Desde su madriguera habla el lobo, suelta la lengua sin temor porque está junto a los que le lamen las pezuñas. Les quiere elevar el autoestima con un trabalenguas que ellos mismos no creen porque saben que son palabras de un politiquero, de un depredador, de un asesino...y lo dejan hablar, y sonríen y aplauden: su ambición les jala más que su conciencia... Retrocederán cuando tengan los colmillos de este caradura, miserable, sobre su cuello, y sus manos estén manchadas con sangre...

El pueblo no perdonará la traición... Conga no va, ni hoy, ni nunca!



Roque Benavides plantea juntar Michiquillay, El Galeno y Conga en un mega proyecto minero para su ejecución.




Chungo y batan

lunes, 6 de noviembre de 2017

LA MAESTRÍA DE JORGE CHÁVEZ SILVA “CHARRO”

Por Jorge Horna

La más nítida visión que tengo del pintor Jorge Antonio Chávez Silva –aún no éramos amigos- es cuando participó, hace muchísimos años, en un concurso de dibujo y pintura al aire libre en la plaza de armas de Celendín.

Entonces él tendría 13 ó 14 años. En una límpida mañana, instaló una pequeña mesa, con prolijidad ritual colocó sus pinceles y acuarelas, y en un instante trasladó artísticamente a la cartulina el frontis completo de la municipalidad. Hasta ahora permanecen en mis retinas el amarillento pálido de las paredes, el grisáceo y ocre óxido de las calaminas del techo y los trazos perfilados de las puertas, portones y balcones de aquel vetusto inmueble. Era una réplica abordada por el adolescente artista con una fina sensibilidad y talento.

Después, Jorge Antonio, más reconocido en Celendín y la diáspora como “Charro”, exhibió con soltura su gran oficio en las carátulas de la revista “Marañón” (1970), en cuyas páginas también están sus humorísticas caricaturas, siempre muy cuidadas.

En reciente conversación me contó que él caligrafiaba los carteles que avisaban la exhibición de películas en el ya legendario cine “El Carmen” durante mucho tiempo, y que eran colocadas diariamente en las dos esquinas (de las casas comerciales de don Santiago Pereyra y de don César Chávez “Chocho”) de la calle Dos de Mayo.

“Charro” es un artista plástico nato y autodidacta que llegó a este mundo para asumir una misión trascendente y su alma fue moldeada en el suelo que lo vio nacer. En una entrevista dijo: “Mis primeros dibujos los hice con carbón para plancha en las veredas de mi pueblo; mi padre era sastre y siempre había un carbón a la mano”.

La impronta del pintor Alfredo Rocha, a quien admira como artista y espíritu multifacético entregado a las causas justas del pueblo desde sus publicaciones en “Fuscan”, está presente en su labor pictórica. También abrazó los trayectos de los pintores indigenistas cajamarquinos José Sabogal y Mario Urteaga.

El magistral manejo del óleo fue su siguiente etapa, sus obras están desperdigadas en colecciones particulares, en hogares de Celendín, en el territorio patrio y en el extranjero. Sus óleos muestran a un cuajado pintor que con solvencia siempre recurre al paisaje de su lar de origen y a los personajes campesinos como motivo temático.

En Internet he tenido la satisfacción de ver un conjunto de 14 de sus interesantes y hermosos trabajos; cada cuadro tiene un título, y esas denominaciones van parejas con el intenso amor al terruño y con una postura poética: “La curva de la despedida” es un camino campestre en cuyo recoveco una casa, que es el referente de todo ser humano que llega o se aleja con sus pesares y dichas ante la contemplación de los árboles y arbustos. “La puerta del olvido” es un sugerente título que alude al frontis y a la puerta de ingreso al cementerio de la ciudad.

La asunción como tema y compromiso estético y social de la exposición de una colectividad está en el cuadro “La niña de los cuatro cocos”: precisamente una niña que cumpliendo obligaciones ajenas para ayudar al sostenimiento del hogar está vendiendo en una manta tendida en el suelo sus productos agrícolas, pero sin perder su natural inquietud lúdica, con una hilacha de lana juega a hacer figuras geométricas, ingenioso entretenimiento extinguido hoy. “Madre campesina”, “La vuelta a casa y la mujer a pie” son alegorías al cotidiano quehacer y refleja la idiosincrasia de los labriegos campesinos.

El óleo “Tres soles le doy, señora” plasma la tragedia ancestral de las mujeres pobres del pueblo que semana a semana ponen el alma y la vida para tejer sombreros, para que mercaderes inescrupulosos les mezquinen el precio que nunca compensa el esfuerzo realizado. Escena de color y denuncia ratificada por la palabra del pintor: “Celendín es para mí una herida abierta en la que el tiempo hurga en vez de cerrar. Es una nostalgia que aumenta con los días. Celendín tiene una sutil riqueza pictórica como que cada retazo de su comarca es un óleo y su gente noble y trabajadora siempre fueron motivo de un hondo sentimiento en el desarrollo de mi trabajo artístico, Puedo decir que crecí desde el color.”

He sido honrado y privilegiado por este extraordinario Maestro de la Pintura, quien con generosidad fraterna y amical permitió que en la carátula del poemario “Árbol de atisbos” que acabo de publicar, esté impreso su impactante óleo que proclama al mundo la belleza natural de la mujer campesina de Celendín.

Mi gratitud, Jorge Antonio, por tanto espíritu dador.

Diciembre de 2008

domingo, 5 de noviembre de 2017

(CONCIENCIA CRÍTICA) Luces y abismos de la revolución bolchevique EL ALUMBRAMIENTO DE LA HISTORIA

Por Mario Peláez

A pesar del extraordinario desarrollo científico y tecnológico, lo que menos encontramos en la historia de las relaciones humanas es racionalidad, inteligencia y humanidad. ¡Qué absurda contradicción!. Si eso es así, quiénes son los culpables o hacedores de que el egoísmo y pasión derroten a la razón, y bien sabemos que la pasión siempre termina como adicción, como fanatismo. ¿Acaso son culpables los dioses, molestos con sus criaturas, o los demonios jubilosos con la maldad o el cimbreante azar?.

Ironías aparte, son los seres humanos los únicos culpables del descalabro de la historia. Pero esto no significa que el ser humano es malo desde el nacimiento (de fábrica, dicho coloquialmente). No. Ninguna persona nace perversa o buena, devenimos en tales a consecuencia de la vida que nos ha tocado vivir y de cómo la encaramos. Pero entonces, ¿cuál es la causa que determina las conductas egoístas, desleales, de solo emociones primarias y generadores de las abismales desigualdades económico sociales?

Justamente la Revolución Bolchevique del siete de noviembre de 1917 trae luces que deben recepcionarse con la ecuanimidad que requiere la historia, con la objetividad que no necesita de la hiperbólica.

Por vez primera en la historia (en lo que fue la Unión Soviética) la propiedad social de los medios de producción constituye la base del desarrollo humano, por consiguiente la igualdad económica social entre los seres humanos, empieza a florecer como realidad concreta. Así, si todas las personas por igual sufrirían las penurias, y también por igual disfrutar de los logros de la educación, de la cultura, de la ciencia y del trabajo, no habría espermatozoides ni óvulos que engendren el egoísmo, la explotación y la acumulación de riqueza privada, tan propia del capitalismo a lo largo de sus casi cinco siglos liderando la historia.

Asimismo el triunfo de la Revolución Bolchevique posibilita que la clase obrera dirija el Estado con su propia ideología, el marxismo. También por primera vez asomó en el horizonte de la vida social una ética laica basada en la solidaridad.

Tan contundente fue la influencia de la Revolución Bolchevique y del marxismo que en muchos países capitalistas, la clase obrera conquistó importantes derechos; y en los países de Europa Oriental se instauró el socialismo; en Asia, China, Vietnam y Corea del Norte. Ahora no queda huella alguna del socialismo; en América Latina, Cuba es la excepción.

En el Perú la influencia se concreta en la organización de la clase obrera, en la consolidación de la Jornada de las Ocho Horas y también en la Reforma Universitaria.

Pero también es cierto que la Revolución Bolchevique, a poco de echarse a andar, fue infectada mortalmente. Sus dirigentes, en su mayoría no eran obreros, se convirtieron en burócratas que la subastaron. Entonces la historia emprendió la marcha en retroceso, dejando una izquierda a nivel internacional como furgón y huérfana de ideas. Que por lo demás nunca las tuvo propias. Mariátegui y Gramsci son las excepciones.

Tendrá que pasar buen tiempo ( ¿dos, tres o cinco generaciones? ) para que la historia retome el cauce de la dignidad humana. “Para que el hombre no sea el lobo del hombre”, como bien precisa la locución latina. Solo así la vida y la historia tendrían sentido. (Hasta el Próximo domingo, amigo lector)

viernes, 3 de noviembre de 2017

Más allá de la noticia... Sucre. Inauguran mejoramiento del frontis del cementerio.

"Hoy día es un día especial para nuestro Sucre; y es especial porque todos los ciudadanos en una reunión el año pasado en un cabildo decidimos remodelar, reconstruir el cementerio que hoy día nos hace posible estar juntos..."

"Esta obra cuyo proyecto previsto como presupuesto la primera parte es de 183, 000. A la fecha se han consumido, se han gastado aproximadamente 160, 000..."

Palabras del alcalde de Sucre, señor Wilson Zavaleta, en la inauguración del mejoramiento de la fachada del cementerio el día de ayer 1 de noviembre de 2017, ante ciudadanos sucrenses.

Vídeo


Fotos


Fotos y Vídeos: Chungo y batan.

(CONCIENCIA CRÍTICA) Vientos racistas y machistas ¿PARA QUÉ EL CENSO?

Por Mario Peláez

No es que los intelectuales y los políticos de turno sean desinformados o torpes, no. Sus planteamientos y sus propuestas son parte consustancial de como conciben la vida, las relaciones humanas y el propio país.

Precisamente el censo que acaba de realizarse (cuyo cuestionario fue elaborado por un equipo de sociólogos, economistas, antropólogos y politicólogos) es la mejor radiografía de su conciencia. Aclarando que los censos per se no son sospechosos o negativos. Todo lo contrario. EL PROBLEMA ES PARA QUÈ SE LO REQUIERE Y CON QUÉ INSUMOS SE FORMULA. Oficialmente se argumenta que los resultados del censo permitirán al Estado implementar mejores políticas en beneficio de todos. Pero qué garantizan que así ocurran considerando la deslealtad del Estado a lo lardo de la vida republicana. Más bien todo indicaría que los resultados del censo solo servirán para ajustar estrategias de mercado a favor de las políticas locales, de los TLC y de las grandes empresas; y no de un mercado propio para las reales necesidades de los sectores populares.

También el censo exhala dos abominables categorías ideológicas: machismo y racismo. Así por ejemplo indica que corresponde al jefe de familia responder las preguntas sobre las características de vivienda y de otras necesidades. Orden patrialcal que ratifica el trato de minusvalía que dispensa a la mujer; y peor sabiendo que hay miles de hogares donde el jefe, el macho, ha fugado. Solo tales intelectuales podrían sostener que la anatomía del hombre es superior a la de la mujer, entonces también más inteligente (Resuminedo: el pene protagonista indiscutible de la historia y la vagina apenas en la retaguardia…).

En cuanto al racismo, en el país hay una latente conducta racista, que con este tipo de encuesta se estimula sibilinamente. En esta ocasión se la ha barnizado “de acuerdo a sus costumbre y antepasados”. Hoy, todo aquel que no es estúpido, sabe que no existen razas. Solo hay una especie con lenguaje y conciencia: el Homo Sapiens (tú, yo, él, nosotros) los diferentes colores de piel, de cabellos de ojos y la estatura son el resultado de factores ambientales y de alimentación que se registran en miles de generaciones.

Un amigo celendino me contaba los pormenores de su respuesta a la pregunta 25 de la encuesta, sobre la identidad cultural:

- En singular, le dije a la encuestadora, yo no soy campa, asháninca, quechua, aimara, afrodescendiente, chino, judío, español, italiano, japonés, ni mestizo ( y de paso le recordé que el primer mestizaje en el Perú fue con violación y sesgada: solo se permitían relaciones sexuales entre españoles con indias, pero no entre españolas con indios). Yo entonces soy de todas las geografías y decires, soy ciudadano del mundo, y sabe por qué, porque nací en Celendín. La encuestadora abrió los ojos como platillos y sonriendo me dijo.

- Señor, mejor salteamos la pregunta. (Hasta el próximo domingo, amigo lector)

Sucre, antes Huauco: Conversación con Douglas Rojas Zegarra.

Conversación con el Ing. Douglas Rojas Zegarra, natural de Sucre-Celendin, quien hizo sus estudios de primaria en la Escuela 82427 Andrés Mejía Zegarra y los de secundaria en el colegio San Jose de Sucre. La educación superior lo realizó en la Universidad Nacional de Cajamarca. Estudio ingeniería Civil. Fue alcalde de su distrito desde 2003 al 2006, en su gestión entregó trochas carrozables a diferentes caserios, entre otras importantes obras como la reposición de la línea de subtrasmisión eléctrica del interconectado nacional . Es diplomado en Gestión Integral de Recursos Hídricos. Participó en el Foro Internacional del Agua en setiembre de 2017. Radica en su pueblo natal. Douglas Rojas también es un escritor importante que tiene obras inéditas que pronto verán la luz.


Conversación con Douglas Rojas Zegarra

martes, 31 de octubre de 2017

(Conciencia Crítica) La belleza de la libertad LA EXTRAORDINARIA AVENTURA (*)

Por Mario Peláez

No se requiere ni de menudas explicaciones para saber que la libertad es uno de los derechos que mejor caracteriza y define al ser humano y que sin embargo no todos gozan de ella a causa de intereses egoístas de los grandes propietarios del mercado : de la industria y el comercio; de la banca y los servicios; de la educación y la cultura, y de los medios de comunicación (¿Pero acaso las redes sociales – internet no democratizan la información y la comunicación?. En parte sí; aunque ya viene implementándose sistemas de control y distorsión por parte de los gobiernos y transnacionales del primer mundo. Chau… “quinto poder digital”).

Felizmente el ser humano tiene una extraordinaria facultad que jamás poder alguno podrá privatizar, limitar y mancillar, y se llama IMAGINACIÓN. Con ella no solo podemos mejorar la realidad sino crear otros mundos (la propia cosmogonía es su propia criatura en primera instancia, y los mitos los preámbulos del conocimiento científico). Pero donde la imaginación ratifica la libertad sin límites es en el arte. Aquí la libertad se embellece al consustanciar con la pintura, con la escultura, con la música, con la danza y la literatura, y entonces nos embellece.

En el ámbito de la literatura, la libertad y la imaginación se asocian (haciendo una bella trenza) con la PALABRA, en la novela, en la poesía, en el cuento y la dramaturgia. Se trata de la palabra vida, de la palabra que palpita en la conciencia y crece como conceptos, como argumentos llenos de imágenes y personajes (de inmortales como Quijote, Hamlet, Emma Bovary, Paco Yunque) que nos nutren de emociones, de suspenso, de intrigas, de ironías y solidaridades, liberándonos del bostezo y de la grisura de la cotidianidad. Y es que la libertad en la literatura incentiva hechos, propone nuevos que el conocimiento científico no podría hacerlo por su compromiso con la lógica y la racionalidad, siempre al ras del suelo…

Pero el privilegio de gozar de la libertad, de la bella y absoluta libertad no solo es patrimonio del escritor, no solo él puede volar por los confines del universo y hasta desafiar a los dioses, sino también el lector es titular de este privilegio, pero es necesario que el lector multiplique su atención a fin de rescatar lo que no está expresamente en el texto, que solo se siente que está en la salita de espera o entre líneas. Más ahora que la literatura ha ampliado su ámbito con elementos del ensayo, de la crónica y la filosofía. Entonces ya no se trata únicamente de que la literatura emocione y entretenga, sino también movilice la conciencia. Ahora se prefiere la novela y el cuento con finales abiertos, llenas de preguntas que el lector debe abordar. No recuerdo que autor afirma que el buen lector es aquél que al leer pone de su parte tanto como puso el escritor. Así, siendo la literatura el reino de la libertad, requiere de magistrales lecturas y de lectores cómplices. Dicho sin hipérbole.

Borges decía sentirse orgulloso y más gozoso de lo que ha leído, que de lo que ha escrito. Nosotros también podemos gozar orgullosos de la belleza de la libertad en la literatura. Aventura del mestizaje de las imágenes y de las palabras. (Hasta el próximo domingo, amigo lector).

* A propósito del evento sobre LA PALABRA que realizará la Universidad Católica del 23 - 25 del presente.

I Coloquio Nacional de Masculinidades-Perú "Hombres y la lucha para erradicar la Violencia de Género hacia las Mujeres"

El 18, 19 y 20 de octubre se desarrolló el I Coloquio Nacional de Masculinidades-Perú "Hombres y la lucha para erradicar la Violencia de Género hacia las Mujeres" realizado en la Universidad Católica de Lima; antes, el miércoles 18, representantes de diferentes lugares de nuestro país, en el que también participaron miembros de la Plataforma Interinstitucional Celendina, recibieron un taller sobre el mismo tema, en el local de la Coordinadora Nacional de Derechos Humanos. A continuación de dicho taller conversamos con algunos compas participantes. Aquí sus palabras:


Fotos


Vídeo y fotografías: Chungo y batán.

lunes, 30 de octubre de 2017

(Conciencia Crítica: Cuento) LOS INICIADOS DE LA PROFESIÓN MÁS ANTIGUA…

Por Mario Peláez

“Corrían los años sesenta, entonces la vida en las provincias trascurrían parsimoniosamente, en cámara lenta, los días eran perezosos, calcados unos de otros, salvo los domingos en que todos se endomingaban con sus mejores ropas y se concentraban en la plaza principal para escuchar a la banda de músicos. Eran colectividades horneadas con la moral patriarcal, con consignas aceradas como la virginidad femenina, el pecado original y el fin del mundo. En la ciudad de Celendín, en cambio, el bullicio y la digresión eran evidentes: sus gentes miran más allá del horizonte y sus pies andan apurados cotejando geografías. “

Así empezó Mario hilvanando sus recuerdos después de décadas; y cuándo le preguntaban por la precisión con que daba cuenta, él contestaba que ello dependía del estímulo que lo origina. “ No siempre la cotidianidad es devorada por el olvido, como tampoco siempre la imaginación sobrepasa al conocimiento. Pero es permanente que la imaginación ilumine la oscuridad que va dejando el tiempo ”.

-¡Ayayay!. La profesión más antigua del mundo se ha convertido en el deporte de los muchachos, que empieza como requerimiento sensorial y apremio emocional para terminar con purgación –dijo a viva voz don Ernesto Montoya, con aire de regente de la moral pública.

Entonces Javier y Mario se miraron sorprendidos. Cómo podría saber el viejo ex alcalde de sus andanzas. “A lo mejor la Pava de Oro le contó con pelos señales, o tu nerviosismo nos delató”, le enrostró el “experimentado” Javier a su amigo Mario. Ellos tenían catorce años y muchos pecados veniales y agiles manos que exploraban su cuerpo. Edad pionera, con muchas contradicciones, con ráfagas instintivas y sueños.

La vivienda (por horas el “prostíbulo”) estaba ubicada a los pies de la Colina San isidro. Contaba de una sola habitación que se trasformaba para cada ocasión. En el centro lucia una mesita donde reposaba una Biblia, que “ahuyentaba al demonio” según Pava de Oro. Apodo que –sostiene Mario - suena musical. Ella era menudita, colorada de por lo menos setenta años. Mujer de oración. El apodo le viene de antaño, por su andar garboso. Legendaria pionera del amor en los tiempos de la virginidad…

Lo peculiar del “prostíbulo” era que solo atendía a jóvenes, a INICIADOS, exclusivamente. “Ningún viejo entra aquí, pues terminan arrugando todo y ensombreciendo”, decía ella sonriendo.

- Nada malo podrán decir de mí. Yo jamás fui infiel a mi marido, el murió sin rencores; yo nunca dejo de pagar mis deudas. Tampoco regateo ni pido yapa – decía Pava de Oro siempre que la ocasión fuera propicia -. Mi pecado en todo caso es ser facilitadora del amor.

Las pupilas –así las llamaba- eran mujeres de no más de treinta años. “Algunas del pueblo y otras de los alrededores”, aseguraban los vecinos. Cuando Javier y Mario llegaron al recinto, la Luna despertaba oronda. Estuvieron a punto de huir, de emprender la retirada sin voltear la cabeza, los nervios los traicionaban.

- Nada de tutearla, ni de extravíos – dijo con tono imperativo Pava de Oro- y menos lisuras, a mi casa se la respeta. Tú, Javiercito, que tienes el cajón de tu tienda a la mano, si crees conveniente le das a la señorita una propinita extra. Cuál de ustedes va primero a dejar su cochinadita. Hoy –agregó con solemnidad– se despiden oficialmente de su virginidad, pero eso no les da derecho a sentirse machitos. No olviden que al final la carne es banquete de los gusanos; solo queda los buenos recuerdos, nada más.

Entonces ninguno supo dar cuenta de su debut, salvo referir la presencia de cierta embriaguez que transitoriamente los había amanzado.

En cambio ahora recordaban minuciosamente, gesto a gesto, su iniciación, el bautizo del pecado original. Seguramente para blindar la frágil y loca adolescencia y sazonar los achaques del erotismo de la vejez.

“Su voz era tibia, sus cabellos de color miel, sus ojos claros, dispuestos a competir con el sol, sus labios golosos, ¡oh!, sus piernas hipnotizantes y su majestad para desvestirse” – decían por postas los amigos.

- Que quede claro, yo no soy la puta, yo soy tu puta – recordó Javier las mágicas palabras de la pupila.

- Sus palabras incendiaron nuestros cuerpos, y sus efectos hasta hoy perduran – agregó Mario.

Y al unísono volvieron a recordar que las caricias en ningún momento mendigaban, que las nuevas rutas generosas se brindaban, que lo quejidos y furores conjeturaban un clítoris gigante.

Pero sobre todo entender la magia que subyacía en la ceremonia de la iniciación. Saber que allí estuvieron, la ternura, la solidaridad, el magisterio del cuerpo y el lenguaje rudo. Y también comprender su nuevo metabolismo con pretensiones líricas.

- Solo la memoria del amor no se doblega ante la embestida del tiempo – aseguró Mario con los pulgares mirando al cielo.

Javier que afanosamente se acariciaba el bigote, dijo

- Pero también la ternura salva a los corazones de la hibernación.

Los demás amigos, Segundo, Lucho, Eduwin, el otro Mario y Cristobal, que habían permanecido en silencio, sonrieron benévolamente.

Posiblemente algún desmemoriado pregunte dónde reposa Pava de Oro; como también muy posible que todos contesten que ella ronda en los recuerdos de la legión de los iniciados, y hasta es posible que uno de ellos escriba un cuento… (Hasta el próximo domingo, amigo lector).

Sucre, antes Huauco: Antevíspera al día de los difuntos

Todos los primeros de noviembre de cada año nuestros antepasados tuvieron y mantuvieron la costumbre de recordar a sus difuntos, como hasta ahora lo hacemos. Para ello, algunos, anticipan sus visitas, uno o dos días, a las tumbas de sus familiares que nos adelantaron en este camino y que descansan en paz, para limpiar la grama que crece alrededor de las mismas y así, la hora de la hora, no estén en estos ajetreos.

El día de hoy, 30 de octubre, visité la tumba de mis ancestros allá, por el Oratorio de nuestro Sucre. Un sol esplendoroso acompañó mis pasos durante la ida al camposanto y también durante el regreso, extrañando sí el bosque de eucaliptos que antes, al llegar y salir, nos esperaba y despedía con su frescura y aroma.

No fue sorpresa para mí, porque lo vienen realizando durante casi todo el año, ver que obreros de nuestra provincia, trabajan la parte frontal del cementerio que será la envidia de algunos que moran en “verdaderas” residencias o condominios de los mejores distritos de nuestra ciudad capital. Estéticamente, aunque no conozco de esta clase de trabajos, me parece un portal hermoso; pero, pregunto: ¿socialmente también lo será?

Ya en el interior de la que es y será nuestra última morada, me sorprendieron los senderos más que trazados ya realizados, entre tumba y tumba. Este primero de octubre, ¿buscará alguien la tumba de su familiar difunto en el senderito que facilitará el tránsito en el camposanto? Esperamos que no. Ah, olvidaba, están construyendo un baño público, pero no vi letrero que indique el inicio y fin de ambas obras, ni de los presupuestos de las mismas. ¿Lo dirá el señor alcalde en la inauguración que parece será este primero de noviembre?

Aquí algunas tomas:


Chungo y batán Copyright © 2011 | Template created by O Pregador | Powered by Blogger