Páginas vistas en total

"Cuando el ánimo está cargado de todo lo que aprendimos a través de nuestros sentidos, la palabra también se carga de esas materias. ¡Y como vibra!"
José María Arguedas

domingo, 7 de noviembre de 2010

Opinión libre: HACIA UNA AGENDA POLITICA Y TECNICA MUNICIPAL

Por  : Ing. Antonio Collantes Zegarra.

Concluidas las elecciones Regionales y Municipales, corresponde a los ganadores y ‘perdedores’ promover las condiciones para la construcción de una agenda política-técnica representativa que desemboque en un ‘foro ciudadano de consulta’.

Sucre
Un Foro permanentemente abierto insumido por el quehacer municipal y vecinal en el que la legitimidad participativa no sólo esté reducida a los vivientes en el distrito sino también a los colectivos que activan en Cajamarca, Trujillo, Lima y Otras latitudes.

La organización de la agenda necesariamente contemplará acciones de corto, mediano y largo plazo. En el corto plazo la implementación de medidas de control y fiscalización participativa (auditoría y Frente de Defensa) aparecen como lo central e impostergable, al mismo tiempo que la continuidad de obras o proyectos y, en el mediano y largo plazo se tendrá que procesar la ‘visión’ de desarrollo que pretendemos para nuestro distrito. En el primer mes de gobierno, el alcalde elegido y su cuerpo de regidores deberán dar la primera señal de compromiso con una gestión trasparente acordando, en la primera sesión, la AUDITORIA inmediata a la administración saliente.  

Un distrito articulado territorial y socioeconómicamente, con un municipio promoviendo servicios públicos oportunos y de calidad, con un claro objetivo de reducir las brechas sociales y culturales, apoyando un programa educativo incluyente en abierta oposición a estereotipos inconsistentes entre el Campo y la Ciudad (Jalqueño-Sucrense, por ejemplo) que aproveche las potencialidades de emprendimiento y los que nos brindan nuestros recursos naturales, podría ser parte de un conjunto de elementos a favor de una visión de desarrollo con contenido humano y democrático.

Una de las constataciones obtenidas antes y durante el proceso electoral es la poca importancia que le brindaron los candidatos a los indicadores sociales expuestos para nuestro distrito en sendos informes del INEI y Ministerio de la Mujer, principalmente. La debilidad de los servicios sociales de salud y educación en nuestros caseríos aún contribuyen con la reproducción de tasas de morbilidad y desescolarización superiores a los de nuestros distritos vecinos de José Gálvez y Jorge Chávez. Ni que decir de la cobertura de los servicios de alumbrado eléctrico, de agua potable y desagûe. Una gestión incluyente que apunte a eliminar las enequidades sociales debería tomar en cuenta estas referencias y programar el alcance temporal de corto plazo para su cumplimiento.

Paisaje sucrense
La segunda constatación es que no sólo los candidatos al distrito de Sucre sino también los provinciales eludieron todo tipo de comentario a los temas ambientales. La cultura de la división, coptación e intimidación promovida por Yanacocha ha trascendido a los distritos directamente impactados a tal punto que inmoviliza las iniciativas de conservación y/o protección ambiental y olimpicamente impide o frustra cualquier posibilidad de gestión mancomunada a nivel de Cuenca hidrográfica o de alcance provincial. No es casual, con excepción de la lista ganadora al Gobierno Regional (MAS), que en provincias y distritos hayan campeado listas con escaso interés por los temas ambientales. El tema ambiental en nuestro distrito tendrá que colocarlo la población en la agenda municipal del corto plazo a partir de la experiencia concreta que representa el aprovechamiento de nuestro mayor potencial, el hidrobiológico y los impactos que puedan generarse con cualquier intervención en nuestras subcuencas: La Quintilla, EL Cantange y El Cajapotrero, pero también a la luz de las experiencias nacionales y extranjeras con el aprovechamiento de los recursos minerales no renovables, como los recursos calizos (calíferas) en tanto dinamizadoras de la economía local y generadoras de impactos al ambiente.      

José Gálvez
Otra de las constataciones post elecciones municipales es que las nociónes de integración territorial y gerenciación profesionalizada, entre otras categorías, aún no son entendidas como herramientas necesarias y prioritarias en el imaginario ciudadano distrital para la gestión municipal y en la planificación del desarrollo para el mediano y largo plazo.

Uno de nuestros candidatos machacaba en torno a la ausencia de un plan de integración vial que al mismo tiempo ayude a corregir la desarticulación socioeconómica y cultural legitimada con proyectos viales implementados sin criterio geopolítico, en el que el hinterland tradicional distrital se ha debilitado para dar paso a la organización de microespacios cuyos actores estarían atizando procesos centrípetos a favor de un desmembramiento territorial.
Oxamarca

Es legítimo y saludable que se configuren espacios (microespacios) en los que se dinamicen relaciones comerciales y sociales, tal como ocurre en otros distritos o provincias de la región y el país. Estos constituyen los escenarios a través de los cuales se facilita la monetización de los ingresos a partir de la venta de la producción nativa de la mayoría de las pequeñas producciones rurales. Las ferias agropecuarias de Cruzconga, Piobamba, Oxamarca están en ascenso por la creciente participación de vendedores y compradores de bienes pecuarios principalmente, pero aún mantienen su carácter satelital en el circuito de comercialización.

Jorge Chávez
Sucre, José Gálvez y Jorge Chávez, por su ubicación reunen condiciones inmejorables para ensayar la posibilidad de centralizar la comercialización pecuaria de la provincia y de los mercados satelitales referidos. Su infraestructura vial y los servicios de pastoreo lo hacen más accesible al comercio pecuario. Hasta la actualidad el valle Sucre-José Gálvez-Jorge Chávez sólo brinda servicios de pastoreo para gran parte del ganado vacuno que termina comercializándose en Celendín.

Si el proyecto vial Sucre-Oxamarca no ha sido hasta la fecha asimilado en su real dimensión por nuestros políticos es porque se implementó como una medida unilateral sin considerar que este debió alcanzar los escenarios más dinámicos de la economía Oxamarquina: Piobamba, La Quinua, Yanahuma, caracterizados por su potencial en la producción pecuaria y de papa Huagalina, con cuya variedad (ecotipo) se enriqueció la identidad culinaria de los distritos de Oxamarca, Sucre y alrededores; hoy, Sucre y Oxamarca están desconectados (marginados) de los festivales (ferias) y proyectos de investigación promovidos en torno de la papa Huagalina; festivales que rematan en las ferias de Namora, población sin historia en la gestión de su cultivo y su rol en la culinaria del lado del Cuy, de la Caushinga, entre otros.
Celendín

La ampliación de la carretera Sucre-Oxamarca hasta estos escenarios (Piobamba, Quinua, Yanahuma) se convierte en meta estratégica para el corredor económico Oxamarca-Sucre-Celendín. Recordemos que antes de la Vía Huanico-Namora, proyecto forzado por nostálgicos de la ex hacienda Sondor, la articulación comercial de estos se dio a través de Sucre.

San Marcos
Imitemos a San Marcos, en tanto experiencia más próxima en el manejo de mercados satélites y fortalecimiento de su rol nuclear y afirmación geopolítica entre las influencias de los hinterland generados por Cajabamba y Cajamarca. A partir de mediados de la década del 80 del siglo pasado el único mercado ferial de esta provincia empieza a experimentar la configuración de mercados satélites que ahora son alrededor de cinco (05) y dos (02)de ellos cuentan con vías que pretendieron parcializar su comercio, hatándolo a Namora o La Encañada. Frente a esta situación, San Marcos ha reaccionado mejorado el status de sus servicios educativos, de salud y afirmó su condición de Núcleo geopolítico ante la institucionalidad pública y privada.

Fotografías: Blogs Huasminorco, Sucremus y archivo Chungo y batán

1 comentarios:

Secundino SILVA URQUÍA dijo...

Los reconocimeientos, si son públicos, mejor. Digo ésto, porque el Ing Antonio Collantes fué uno de los pocos profesionales sucrenses que abiertamente respaldó nuestra candidatura a la Alcaldía de Sucre. Por ésto en nombre de quienes nos apoyaron y votaron por nosostros, le expreso mi agradecimiento.

Pasadas las elecciones y conocidos los resultados; adversos por hoy, para el pueblo y para quienes tenemos la visión de: "Un distrito articulado territorial y socioeconómicamente, con un municipio promoviendo servicios públicos oportunos y de calidad, con un claro objetivo de reducir las brechas sociales y culturales, apoyando un programa educativo incluyente en abierta oposición a estereotipos inconsistentes entre el Campo y la Ciudad (Jalqueño-Sucrense, por ejemplo)"; como coincidentemente lo sostiene aquí Antonio, nos asiste la obligación de apoyar iniciativas que se orienten a objetivos como éstos.

Si algo me dió satisfacción en la pasada campaña electoral fue comprobar que muchos campesinos de los caseríos, entendieron la necesidad de optar por ésta visión. Uno de ellos, en La conga de Urquía, luego de escuchar nuestra propuesta, llamó a la reflexión expresando lo siguiente: "Cierto señor, Sucre de Distrito solo tiene el título, pero no funciona como tal. Por eso es que tenemos caseríos que optan por irse a otro distrito, no es que La Encañada nos invada, en ésto quizás discrepe con usted. Incluso aquí, que estamos a un paso de la ciudad capital, estamos olvidados y hasta hay gente que quiere pertenecer a Jorge Chávez".

Publicar un comentario

Chungo y batán Copyright © 2011 | Template created by O Pregador | Powered by Blogger